Colchones más frescos para el verano

Con el aumento de las temperaturas, el descanso nocturno se ve afectado y el colchón cobra especial importancia. Elegir un colchón fresco nos puede ayudar a descansar mejor en verano.

No tienes porqué renunciar a la comodidad y si decides  buscas un colchón que además sea fresco, o al menos, que no dé calor. Sólo se trata de elegir bien.

Lo más importante a tener en cuenta es la correcta alineación de nuestra espalada para decidirte por un colchón. Además si tiene un punto de firmeza medio-alta evitaremos tener más contacto de piel con él.

Lo más apropiado en estos casos es optar por un colchón con núcleo de muelles ensacados, ya que al ser una carcasa hueca, el aire circulará mejor y será más transpirable que uno de espumación, Hr e incluso látex.

Pero no sólo el núcleo es importante, las capas superiores lo son igualmente, así como el tejido exterior.  Los muelles combinados con unos centímetos de hasta 4 cm  viscoelástica ( no demasiados) son una excelente combinación. La  visocoelástica  reticular de poro más abierto y con mayor transpirabilidad, o las  de gel o de grafeno que son materiales termorreguladores de temperatura, son las más recomendadas para ofrecer la mejor adaptabilidad del colchón y evitar el exceso de calor en verano.

Existen colchones que incorporan fibras  entre la viscoelástica y el acolchado superior que también son una buena opción.

El tejido exterior  está  contacto directo con nuestro cuerpo y también es  determinante.  Si un colchón presenta un tejido natural que transpire, la sensación siempre será más fresca, como por ejemplo algodón 100%, viscosa, seda, lino, etc. Estos materiales origen natural, además de ser más confortables, conservan la temperatura corporal y procesan eficazmente la humedad en verano.

En Ok Colchones os recomendamos el colchón modelo Astro, que posee todas las propiedades citadas anteriormente y es una de las mejores opciones para ayudarte a descansar en verano.